Pedro García Aguado: ‘No basta con tener talento, sino descaro para mostrarlo cuando las circunstancias menos acompañan’

16 julio 2021

Ayer, jueves 15 de julio, Aguado impartió una charla educativa a jóvenes de distintas edades en el recinto de Mad Beach Club (Puerta del Ángel). El deportista fue Campeón Olímpico y del Mundo con la Selección Española de Waterpolo. También conocido por su participación en el programa Hermano Mayor, en el que contribuía a encauzar la vida de jóvenes cuyo comportamiento dificultaba el día a día en su hogar. 

Rafa Pascual, bandera del voleibol español, introducía el evento agradeciendo a la presencia salesiana de Vallecas por hacer este evento posible. Recordaba en su intervención su etapa en el Colegio Salesiano, en la que tanto se empapó del carisma de Don Bosco. Posteriormente dio paso a Luis Manuel Moral, director de Ciudad de los Muchachos. El salesiano insistió en el placer de estar presentes en un evento educativo orientado a los más jóvenes, línea fundacional de la institución. 

 

 

La intervención

De las múltiples líneas por las que pasó la intervención de Aguado, destacamos los siguientes puntos que aquí te resumimos:

 

La conquista del talento

Todos somos buenos en algo, pero necesitamos descubrir en qué o creernos capaces de llegar más allá de los límites que nos ponemos a nosotros mismos. No basta solo con tener talento, sino que necesitamos también del descaro para mostrarlo cuando las circunstancias menos nos acompañan. El fallo no es perder el partido, sino dejarlo de intentar. Fracasar forma parte del aprendizaje, y no entenderlo así supone una presión que nos empuja al miedo. Y la valentía aquí no radica en carecer de ese miedo, sino en intentarlo aún padeciéndolo. 

El deseo de satisfacción inmediata

Vivimos sumidos en un mundo de procesos acelerados. Queremos tenerlo todo y tenerlo ya, y nos genera inseguridad todo aquello que se sale de ese margen. Las tecnologías han apresurado exponencialmente estos procesos en los últimos años, y hemos exportado esta filosofía al resto de dimensiones de nuestra vida. Precisamente la generación más joven, y por tanto la más tecnológica, es la más expuesta a este riesgo. Hemos de prestar especial atención a este ámbito para no caer en una vida de aspiraciones vacías o falta de incentivos.

Las adicciones

Una droga es toda aquella sustancia que una vez ingerida altera el normal funcionamiento del organismo. Tras recordar a los más jóvenes desde su propia experiencia los riesgos de estas sustancias nocivas, el instructor insistió en que tuviesen esta definición en su mente cada vez que se viesen en una situación de consumo: ¿Soy consciente realmente de lo que estoy introduciendo a mi cuerpo y de sus consecuencias? ¿Lo necesito? ¿Quiero hacerlo realmente?

Los nuevos adictos

Volviendo a la definición anterior, identificó el consumo digital como una nueva dependencia a la que hacer frente. Cada vez son más y más jóvenes los que se ven afectados por una deshumanización total a causa del teléfono móvil y otros dispositivos. No han consumido drogas, pero son adictos. Hemos de ser responsables y conscientes de la parte de nuestra vida que nos está robando, así como prevenir los riesgos ligados a su presencia en los diferentes ámbitos (viralizaciones involuntarias, bullying, sobrexposición de nuestra imagen personal, etc). 

 

 

Recogiendo lo ya expuesto, concluyó recordando lo fácil que puede resultarnos culpar a los demás en el transcurso de nuestras decisiones y acciones. Por supuesto que las circunstancias personales son un condicionante vital, pero tenemos que asumir la responsabilidad de nuestras propias determinaciones. No sirve de nada escurrir el bulto cuando nos damos cuenta de que no estamos en la posición en la que querríamos estar, o no nos estamos convirtiendo en la persona que querríamos ser. Es necesario un ejercicio de abstracción para evaluar nuestra situación actual, proyectar aquella a la que querríamos llegar y respetar un proceso pautado que nos lleve a ello. 

También te puede interesar…

¡Feliz fiesta de Santiago Apóstol!

¡Feliz fiesta de Santiago Apóstol!

En la fiesta del patrono de nuestra Inspectoría, el Inspector felicita este día y pide al Señor que nos haga “mejores discípulos misioneros”.

Share This