ESP
viernes, 13 de diciembre de 2019
“Siempre hay un rayo de Sol”
- Por: Ángel Pellitero Santos
13/11/2019 - 224 Visitas


El proyecto educativo «Resiliencias», que desarrolla el colegio salesiano de Castrelo-Cambados, implicó el 11 de noviembre, a toda la comunidad escolar de Cambados. Estaban invitados todos los colegios e institutos y el objetivo era recaudar fondos para la asociación GaliciAME.

Valoración: 5/5
 
No es casual. El motor de «Resiliencias» es Merchi Álvarez, enferma de atrofia muscular espinal, que ha querido implicarse en un proyecto de superación, concebido para que los alumnos aprendan a superar las dificultades y golpes más duros, y que incluso cuando todo parece hundirse, siempre hay una tabla a la que agarrarse o un rayo de esperanza.   

Los participantes en la carrera tenían que abonar un euro. A la invitación a la carrera respondieron todos los centros invitados, participando con sus alumnos. En principio no parecía muy atrayente la idea de una carrera, ya que había  estado lloviendo  todos los días del mes de noviembre. A pesar del posible tiempo desapacible, la respuesta superó todas las expectativas. Más de un millar de alumnos participaron en la carrera, que se desarrolló con plena normalidad y, aunque nublado, no apareció la lluvia, después de un oscuro y poco prometedor amanecer. 

La distancia del recorrido por las calles de Cambados fue igual para todas las categorías y no había premio para los ganadores, sino un sorteo de regalos donados por casas comerciales de Cambados y entorno. El invitado en esta ocasión fue Pedro Nimo, uno de los mejores fondistas gallegos de la historia y campeón de España de maratón el 30 de noviembre de 2014.

El canal Rias Baixas de Pontevedra se hacía eco el mismo 11 de noviembre en su informativo. La noticia completa en gallego desde el minuto 21:58:
 
 





Ejemplo de Resiliencia: Pedro Nimo
Escogieron a Pedro Nimo, atleta que saboreó las mieles del triunfo, porque en su propia vida profesional tuvo que levantarse varias veces después de las caídas. Pedro Nimo cayó por primera vez cuando, siendo poco más que un niño, no fue capaz de digerir los triunfos. (A finales del siglo pasado la droga hizo mucho daño en el deporte español). Y tardó cuatro años en levantarse. Ya con más de veinte años, sintió la necesidad de calzar unas zapatillas de nuevo y correr. Aguantó apenas media hora para terminar exhausto. Pero no se rindió. En pocos años volvió a ganar carreras y ser internacional. 

Su segunda gran caída se produjo en 2009, durante el mundial de maratón de Berlín. El compostelano era en esos momentos uno de los mejores atletas europeos del momento, pero se rompió durante la carrera. Pedro traspasó la meta de Berlín casi cojo porque se negó  a sí mismo el derecho a rendirse. Y de nuevo, se irguió. En 2011 hizo el tiempo mínimo para ir a los Juegos Olímpicos de Londres de 2012, pero la suerte le abandonó en la carrera en la que tenía que ganar el billete de la selección española. Escogió la maratón de París, y la mañana de la prueba amaneció tan fría y ventosa que todos los atletas corrieron muy por debajo de sus marcas. A Pedro le pasó lo mismo, y aunque fue el mejor europeo, no hizo la marca que necesitaba. 

Aún tuvo fuerzas para alzarse con la victoria en el maratón de España en 2014. 
Hace poco más de un año logró la medalla de plata por equipos en el campeonato de Europa de maratón. Lo hizo en Berlín. Había conocido el sabor amargo de la decepción en 2009, y el dulce de la victoria una década después en el mismo escenario. Su esfuerzo le valió una nueva oportunidad y la aprovechó. Hoy, Pedro Nimo está retirado del atletismo profesional.

La jornada terminó en el pabellón de deportes de Cambados donde se hizo un sorteo de regalos y hablaron Merchi y Pedro a todos los atletas. Algunas de sus palabras fueron: “Un atleta no tiene que ser un ídolo solo por ganar una carrera. Ídolos son los pescadores que se levantan a las siete de la mañana para echar las nasas, con frío y lluvia, o los albañiles que están en un andamio en un tejado en pleno invierno. Todos tenemos alguna cosa que se nos da bien, buscad la inspiración a vuestro alrededor”. Pedro Nimo encabeza su página web con el lema: “La vida es un maratón”.

Al final de la mañana, y con un sol espléndido, alguien comentó como metáfora que siempre hay un rayo de sol. 
 
 
Adjuntos
Buscador

 
Últimas Noticias

Tendrá lugar en Mohernando (Guadalajara) entre el 27 y 30 de diciembre, dirigida a animadores y otro ...
La Obra Salesiana de Ciudad de los Muchachos, siempre ha educado en valores como el compartir con es ...
A las 17.45 horas comenzaba la celebración de la Eucaristía presidida por Samuel Segura, vicario de ...
Continuando con el proyecto DE RESILIENCIAS, el día 28 de noviembre, jueves, tuvo lugar en el colegi ...
… y en Navidad con mayor razón. Como cada año, y ya van más de 20, desde Salesianos Ciudad Real se l ...
9

dic

El miércoles 4 de diciembre, en una fría tarde donostiarra, y en el salón de Plenos de la Diputación ...
 

Dosatic S.L. © 2019
Site desarrollado por DYNAMO 3.5

Política de Privacidad